Récords Guinness absurdos de la historia, análisis y crítica profunda

En una de mis concienzudas tardes de estudio e investigación, decidí teclear en Google «Récords Guinness absurdos» y los resultados descubiertos fueron de lo mas sorprendente. Una vez revisados los documentos, me dispuse a imaginar como sus autores habían llegado a conseguirlos con ayuda de Google. Los resultados no pudieron ser más sorprendentes.

Récords-Guinness-absurdos
Imagen de Gerd Altmann en Pixabay 



Historias de los Récords Guinness absurdos

Básicamente, tal y como explican en su página web, la historia de los Récord Guinness nace tras una discusión sobre el ave de caza más rápida del planeta. El origen histórico del libro de los récords es absurdo en si mismo, muchos serán aquellos que rellenen sus páginas con meritorios logros de finalidad inexplicable.

Aquí os dejo una exclusiva selección que no dejará a nadie indiferente.

El eructo mas ruidoso de la historia

El campeón de esta curiosa modalidad se llama Paul Hunn y podéis observar la destreza del zagal en este curioso vídeo.
Aquí no tuve mucho que pensar, estoy seguro de que estaba en casa viendo el fútbol con los amigos, y alguien abrió la lata de tan dulces sonidos, seguramente, todos compitieron por eructar mas fuerte que el anterior hasta que “el rugido de Hunn» puso punto y final a la competición. Me gustaría conocerle, bueno, y al que le propuso para el premio también…

Récords Guinness de retretes rotos con la cabeza

Asombrosa historia de la que no he conseguido prueba visual, ustedes perdonen. En mi opinión, el muchacho tuvo un mal día, ya sabéis, despedido del trabajo, multa en el coche y cuernos de la novia, entre otros sucesos. Comenzó con el retrete de su casa, seguido del cuarto de baño de la habitación de matrimonio y ya no pudo parar…el del bar del colega, la casa de los padres, y cuando tenía la cabeza como el bombo de Manolo… ¡Bualá! Récord batido. Adicto al ibuprofeno seguro, no digo mas.

Francesco Vacca, la lengua mas perforada del mundo

Sobre este individuo no voy a apuntar muchas cosas, porque un piercing en la lengua se lo hace cualquiera. Eso si, me encantaría verle comiendo garbanzos, debe ser como el bombo de la lotería del niño. Supongo que este inapelable logro estará limitado, puesto que habrá un momento en el que la lengua se quede sin espacio para perforaciones. Dejo foto.



El hombre que mas camisetas se puso una encima de la otra

Este es de traca, ademas son de manga corta, así que suponemos que después de todo, si era invierno, se tuvo que poner el abrigo. El aburrimiento del ser humano no tiene límites y doy por hecho que tras este meritorio logro habrá intentado lo mismo con los pantalones, los calcetines y muchas otras prendas. Dentro vídeo.

Cucharas pegadas al cuerpo y otros Récords Guinness absurdos con la vajilla

Etibar Elchiyev, así se llama el fiera que después de comerse un plato de sopa se dio cuenta de que podía pegarse la vajilla de su madre a cualquier parte del cuerpo. Y hemos dicho vajilla, porque a parte de pegarse cucharas (récord batido en varias ocasiones) el hombre se pega ensaladeras, cazos, tenedores y no queremos pensar cuando vaya a abrir la nevera, suponemos que quedará insertado al lado del «recuerdo del acueducto de Segovia» de su señora madre. Aquí el vídeo del hombre imán.

Con esto os dejo hasta la próxima actualización, prometo que no tardará tanto como esta. He estado ocupado con varias lecturas y dejaré por aquí alguna reseña de ellas. Espero que os guste.

Sed felices 😉



Deja un comentario